Un turismo más allá de los 5 sentidos

El viento rozando nuestra piel, el olor a tierra mojada, paisajes que parecen sacados de un cuento, el canto de los pajaros al alba y el sabor afrutado de un buen vino en nuestro paladar, son sólo algunas de las sensaciones más placenteras que nos regala el enoturismo.

Visitar las Bodegas Hijos de Alberto Gutiérrez, no sólo se convierte en una escapada interesante, sino en una experiencia 100% sensitiva. Los matices de la tierra, la cultura e historia de la bodega se funden con el visitante para hacerle desconectar de su rutina, dejar volar sus emociones y abrir la mente a lo que está por descubrir.

Pasear entre paredes con cientos de años y cientos de historias llega a despertar en el invitado emociones que le recuerdan  momentos pasados o incluso que despiertan su imaginación creando  nuevas historias. Los pasadizos de la bodega subterranBodega_subterranea_dealbertoea intensifican la percepción de los  sentidos del turista. En ellos reposan los vinos y se guardan los secretos más valiosos de su elaboración y conservación. La humedad de las pareces, la baja temperatura, la acústica, el olor del vino en sus cubas, los detalles de la construcción y su luz teue convierten a los enoturistas en los propios protagonistas de las historias de nuestro guía . ‘Es como un viaje en el tiempo’ ‘Sólo de pensar que los mismos Frailes Dominicos ya paseaban por estos mismos pasillos hace cientos de años, me estremezco’ son algunos de los testimonios que han dejado nuestros visitantes.

Al finalizar la visita, mientras se realiza la cata de los vinos junto con el grupo o  de manera individual, se intensifican los olores, el gusto y las sensaciones al entrar en contacto el líquido con nuestros 5 sentidos. Muchos de ellos han descubierto que necesitan quedarse en silencio por unos segundos para saborear el momento y todos sus matices. La magia del enoturismo se encuentra en que cada persona lo vive y siente de manera difente, incluso visitando la misma bodega varias veces, cada ruta será única. Y sin duda, la sensación que sentirá cuando vuelva a probar uno de nuestros vinos no será lo mismo.  Descubrirá por qué el enoturismo se le llega a catalogar de ‘experiencia extrasensorial’.

Categorías
Un comentario
0 Pings & Trackbacks
0 Pings & Trackbacks